MUPAC, Museo de Prehistoria y Arqueología de Cantabria y Oficinas

Proyecto/Institucional

Santander (Cantabria), 2019

CRÉDITOS

El edificio toma las dos unidades estanciales paleolíticas, el abrigo y la cueva, para generar dos elementos que le dan al edificio la identidad y la representatividad que el museo necesita ante los ciudadanos. Primero, una GRAN PLAZA protegida de la lluvia por una marquesina transparente, creando un espacio público cubierto que a modo de abrigo resuelva la identidad del museo y lo abra a la ciudad, conectando museo con ciudadanos. Segundo, esta gran plaza es el vestíbulo del MUSEO, un interior masivo bajo rasante y de atmósfera estable, donde se expongan las colecciones y se garanticen las condiciones higrotérmicas para su conservación. Sobre el museo, un edificio de oficinas de madera completa la propuesta.

Los dos edificios, museo y oficinas, tienen un comportamiento energético complementario que hace que consuman muy poca energía durante gran parte del año. Cuando ambos programas tienen demandas de calor y de frío opuestas —por ejemplo en un día soleado de primavera, en las que debo enfriar las oficinas y calentar el museo— el balance energético de los dos programas es nulo: el calor que saco de las oficinas lo meto en el museo. A este comportamiento contribuye el carácter espacial y material del museo y de las oficinas:

1) Un museo semienterrado, aprovechando la estabilidad térmica del terreno y de la bahía de Santander, y construido con estructura de hormigón armado que le aporta gran inercia térmica.

2) Unas oficinas sobre el museo, con mayor exposición al sol y al viento, y construidas con un sistema constructivo ligero que, aunque aprovecha mejor las condiciones climáticas exteriores, tiene menos inercia térmica.

El MUPAC se construye con una materialidad que lo vincula a los montes de Cantabria donde se encuentra la red de cuevas paleolíticas. Esta estrategia de conexión entre el MUPAC y los montes de Cantabria es por otro lado una estrategia ecológica que propone que todos los materiales que conformen el edificio vengan de la región de Cantabria, reduciendo la inversión energética y estimulando el tejido productivo local.

Localización: Santander (Cantabria)

Fecha: 2019

Cliente: Consejería de Cultura, Gobierno de Cantabria

Superficie: 25.800 m²

Arquitectos de Proyecto: TAAs (Javier García-Germán + Alia García-Germán)

Equipo de concurso: Javier García-Germán, Alia García-Germán, Juan Garcia Segovia, Mario Nistal, Alberto Pajares, Guillermo Perales

Consultores: Úrculo Ingenieros, Bernabeu Ingenieros

Imágenes: Unboxed Visuals

Aparejadores: ARETÉ AT arquitectos técnicos s.l.p.

Presupuesto: 38.700.000 €